Top
  >  Ruta65   >  Viajar por la Ruta65 con poco presupuesto no es un problema

#Colombia #Turismo #TipsDeViaje

Cae la media noche de un 31 de diciembre y usted se está trazando los propósitos para el nuevo año, en lo que suelta la frase “voy a viajar más”. ¿Cuántas veces ha repetido ese escenario, pero a la hora de la verdad resulta haciendo un solo viaje -por mucho- o ni siquiera llega a salir de su ciudad? A nosotros no nos alcanzan los dedos de una mano para contarlas.

Esto no es para sentir pena o culpa. Lo cierto es que más allá de las ganas que la gran mayoría de las personas tiene de comerse el mundo y recorrer sus rincones más especiales, hay dos aspectos que sí o sí tiene más poder de decisión sobre los planes viajeros que nuestros corazones anhelan: trabajo y presupuesto.

Sea por el motivo que sea, para nadie es un secreto que el mundo laboral puede trascender las barreras de la oficina y el tiempo, por lo que siempre se termina trabajando más horas del estipulado, dejando espacios limitados para el ocio u otras actividades como los paseos.

Además de esto, el factor dinero juega un papel importante -quizá el más importante- cuando de conocer nuevos destinos turísticos se trata. Y es como reza el conocido dicho: “En esta vida todo es plata”, una vez se terminan de pagar las cuentas, por lo general lo que sobra es para sobrevivir del resto del mes. Lo sabemos, es triste. Sin embargo, siempre hay algo que se puede hacer para solucionarlo.

1. Ahorrar

En el primer lugar está la vieja confiable de la mamá, la abuela y de hasta la tía: ahorrar. Empiece desde ya a llenar el marranito con monedas de $500 y de $1.000 o de la cantidad que sea y no espere a que sea 1 de enero (a menos que, casualmente, usted esté leyendo este artículo un 1 de enero).

1. PLANEACIÓN

Asimismo, es importante que defina la fecha en que ese marranito va a ser víctima de un atentado para sacar lo ahorrado. Empiece a planificar su periodo de vacaciones en su trabajo o trace una hoja de ruta en la que pueda resolver todos sus pendientes para ese día y así salir de paseo sin problema alguno.

3. Gastos de alimentación

Una de las cosas que generan más expectativa de un viaje, es probar la oferta gastronómica que del lugar. El ‘pero’ del asunto es que de probadita en probadita se va una buena cantidad de dinero de la que al menos una parte se pudo haber gastado en algo más necesario.

Ahora bien, con esto no sugerimos que se vaya sin comer en los restaurantes insignia, pero si elige solo uno que otro platillo especial en lugar de todos, gastará menos dinero. La opción ideal cuando el presupuesto es limitado.

4. Destinos gratuitos

¿Sabía que en el Ruta65 existen al menos 10 destinos sin costo de entrada? Desde miradores hasta cascadas son algunos de los sitios en los que lo único que necesita es llegar hasta el lugar con toda energía y tiempo para disfrutarlos al máximo.

Algunos son la Quebrada La Piñalera y la Cascada El Paraíso en Sabanalarga, el Parque La Iguana y el Mirador de la Virgen de Manare en Yopal, Parque Los Fundadores en Tauramena, Puente Tabla en Monterrey y otros destinos que encuentra en Ruta65.co

5. rutas intermunicipales

En caso de que no cuente con transporte propio y su única opción es tomar un bus intermunicipal, unos días antes haga un sondeo de las diferentes ofertas y precios que hay un su lugar de residencia para que analice cuál le puede salir más favorable. Cuando se compra el tiquete a última hora, corre el riesgo de comprar el más costoso.

Ahora que conoce estas formas con las que puede viajar por la Ruta65 con bajo presupuesto, es hora de romper el ciclo de la promesa de año nuevo ¡Es hora de viajar!